Importante adquisicion del hospital

El nosocomio de Puerto Deseado compró un ureteroscopio flexible. Se trata de un aparato de última tecnología para tratamientos con patologías renales.

El equipo fue adquirido en su totalidad a través del arancelamiento hospitalario, eje fundamental y retroactivo de cada aporte a nuestra institución. Con el objetivo de disminuir las complicaciones, mejorar la tasa libre de cálculos y el desempeño del procedimiento en quirofano de todo el equipo de trabajo.

El BROK 600 (Ureteroscopio flexible+Litotriptor neumático) es utilizado para el manejo de la litiasis urinaria y cada vez más utilizada como tratamiento de primera línea para pacientes con patologias renales con tasas éxitosas.

El aparato le permite al médico llegar prácticamente a cualquier punto, ultrasonidos, o un litotriptor neumático (que funciona como un pequeño martillo neumático).

fuente: deseado noticias

 

Compartir: